El Campo de Fútbol más bonito del mundo

agosto 16, 2012 in Blog de Lovingfutbol

Queridos lectores y visitantes asiduos de este blog de Lovingfutbol, si a cualquiera de nosotros nos hicieran la pregunta: ¿cuál es el campo de fútbol más bonito del mundo? Las respuestas serían, sin duda, diversas. Guiados por el amor a los colores, ese amor acrisolado durante la infancia y vivido en los años posteriores que nos acompañan hasta el viaje final, es casi seguro que la mayoría diríamos que el más bonito es el hogar de nuestro equipo, el campo al que solemos acudir cada dos semanas a animar a los nuestros. Quizá con algo de tiempo para reflexionar, buceando en nuestro interior, llegáramos a la conclusión de que ése campo siempre estará el primero en nuestro corazón, pero que quizá, no sea, ni con mucho, el más bonito del mundo.

Mi corazón pronunciaría alto y claro una palabra, con cualidades taumatúrgicas: Mestalla. Pero tras haber corrido mundo y haber podido estar en algunos recintos deportivos destacados, sé que mi amado Mestalla no es el más bonito, aunque por supuesto, tampoco es el más feo. ¡Hasta ahí podríamos llegar! Es un campo de fútbol que a los valencianistas nos es tan querido que nos resulta difícil dejar un hueco en nuestro corazón para otro. Ese otro existe y está en la ciudad de Londres. Su nombre quizá les sorprenda, pero se trata de Craven Cottage, el campo del Fulham F. C..

¿El más bonito del mundo? Sí, esto sería discutible, gustos estéticos los hay para dar y vender, pero como siempre una argumentación ayuda a explicarse y quizá, hasta llegue a convencer a algunos de por qué Craven Cottage merece tal honor en mi escala de excelencia arquitectónica futbolística.

Primer dato: es un campo inglés. No solo por el hecho de estar en la ciudad de Londres, sino por su configuración arquitectónica, basada en cuatro gradas paralelas a las líneas del terreno de juego.

Segundo dato: su construcción data del siglo XIX. Es cierto que ha sufrido algunas remodelaciones, pero en esencia su fachada y su estructura básica es la de sus orígenes. En estos tiempos en los que parece que la especulación y el olvido son una nueva cultura económica es destacable una sociedad tan añeja como el Fulham F. C., cuya fundación se remonta a 1879.

Tercer dato y el más importante: es un campo que respeta a sus aficionados y me explicaré.

En este comienzo de temporada en España estamos asistiendo a un terrible asunto, el trato vejatorio de la Liga de Fútbol Profesional y el operador televisivo Mediapro hacia los 13 equipos que han decidido no firmar con el operador televisivo y gestionar sus derechos por su cuenta. Los equipos, entre los que se encuentran el At. de Madrid o el Sevilla F. C. están viendo como sus partidos se programan a horas intempestivas como las 11 de la noche o quedan relegados a las franjas horarias menos interesantes para el consumidor de fútbol a la carta. Esto sería impensable en competiciones como la Premier League o la Bundesliga. Allí se reparte el dinero de las televisiones entre todos de un modo mucho más equilibrado y ello permite elevar el nivel de la competición. Aquí se programa pensando únicamente en el beneficio económico y olvidando al espectador que gusta de acudir a un estadio. Imposible seguir fielmente a un equipo si los horarios se piensan solo en función del espectáculo televisivo, poniendo precios abusivos para las entradas y abonos y olvidando a uno de los factores importantes en el éxito de un equipo: la comunión entre equipo y afición. Comunión que tiene su máxima expresión en el campo de fútbol. Grandes estadios se construyen por doquier para favorecer el espectáculo televisivo, endeudando a los clubes y alejando cada vez más físicamente al espectador de sus jugadores, anulando el impacto que éstos pueden tener en la lucha por un balón o en la presión ambiental sobre un colegiado.

Por todas esta razones y algunas más Craven Cottage me parece el campo de fútbol más bonito del mundo.

Francisco García