Beneficencia futbolera

noviembre 21, 2011 in Blog de Lovingfutbol

La pronta llegada de la Navidad y el parón liguero que conlleva en la liga española (una de nuestras peculiaridades organizativas), anima a los futbolistas de buen corazón a iniciar proyectos de solidaridad y apoyo a proyectos y fundaciones de carácter diverso.

Una de las iniciativas que más tradición tiene en España es el famoso “Partido contra la Droga”, impulsado por diferentes entidades, como Proyecto Hombre, que luchan por la erradicación de esta lacra social, así como por combatir los graves y penosos efectos de la misma, siempre contó con un amplio eco entre la sociedad española que llenaba los estadios en esas fechas tan especiales.

La idea de realizar los partidos “Drogas No” surgió en 1992 en el momento de mayor alarma social por el aumento de la inseguridad ciudadana. Se pretendía con ello enviar un mensaje de solidaridad a los drogodependientes y a sus familias y sensibilizar a la sociedad sobre este problema. Esta iniciativa tomó cuerpo cuando se comunicó esta idea a los presidentes de los clubes, a sus jugadores, a la LFP y a los medios de comunicación, rebasando todas las expectativas iniciales. En todos los partidos el equipo local se enfrentaba a una selección de la liga. También los seguidores de los partidos “Drogas No”, esperan con ilusión la celebración de los partidos teloneros, previos al gran encuentro, donde se enfrentan equipos con famosos o antiguos jugadores haciendo las delicias del respetable.

No fue esta una medida aislada y pronto los propios jugadores empezaron a enfrentarse con combinados llamados “Amigos de Fulano” contra “Amigos de Zutano”. Las recaudaciones, una vez descontados los gastos inherentes a todo evento de tal magnitud (cobertura mediática incluida) iban destinadas a diferentes organizaciones y proyectos. Dos de los más activos en esta modalidad de beneficencia futbolera fueron los “galácticos” Zidane y Ronaldo, que en su época madridista, celebraron diferentes eventos de “Amigos de Zidane” contra “Amigos de Ronaldo”, tanto en españa como en el extranjero.

La última novedad es la creación de fundaciones por parte de los propios futbolistas. Esta faceta se da mucho en el caso de jugadores africanos, como Eto’o, Kameni o Kanouté. Abrumados por las grandes desigualdades sociales en sus países de origen y consciente del privilegio personal que supone, en su caso, poder vivir holgadamente de una actividad deportiva en Europa, dedican cada vez más una parte de sus ingresos a alimentar fundaciones que promuevan el fútbol como catalizador social de sus comunidades, aportando, de paso, una educación y desarrollo armónico para los jóvenes de sus países de origen.

La iniciativa “Champions for Africa” impulsada por la Fundación Kanouté y Unicef España celebrará su cuarta edición el próximo 29 de diciembre, con un partido en Mestalla. En la edición 2011 se pretende poner en primer plano la grave crisis nutricional que azota el Cuerno de África, uniendo esfuerzos a favor de miles de niños y niñas de este continente. Los beneficios del partido serán destinados a la Emergencia Nutricional del Cuerno de África. Los años anteriores supusieron enormes éxitos de público con lo que se logró escolarizar a casi 100.000 niños en Malí, país de donde es originario Kanouté.

Como podemos ver en este breve repaso, la llegada de las fiestas navideñas enternece todo tipo de corazones, y los de los futbolistas no son ajenos a esta vibración planetaria. Así que, si usted no sabe qué hacer en esos días, no deje de apuntar en su agenda la fecha del 29 de diciembre en Mestalla, si puede…, ¡vaya! Y si no, vea por televisión el partido, done a la fila cero o simplemente reflexione sobre qué está pasando en este mundo en el que nos ha tocado vivir.

Francisco García